Consejos para el mantenimiento y recarga del aire acondicionado de tu coche

Desde las partes del aire acondicionado, el funcionamiento y los síntomas para identificar que necesita una revisión

A día de hoy prácticamente todos los coches cuentan con un aire acondicionado o un climatizador instalado ya que es un elemento que nos hace los viajes más llevaderos tanto con altas temperaturas como con mucho frio. Aunque muchos penséis que el aire acondicionado solo se utiliza en verano debido al calor, lo cierto es que se utiliza también durante el invierno ya que cuando tenemos que desempañar la luna utilizamos aire igualmente aunque este no salga frio.

Pero para poder disfrutar al 100% de nuestro aire acondicionado, debemos revisar su carga como mínimo una vez al año para evitar que se quede vacío y nos pueda acarrear problemas posteriores. En realidad, cada año se pierde aproximadamente un 20% de la capacidad total por lo que todos los fabricantes suelen aconsejar que cada dos años se efectué una revisión del circuito cerrado para comprobar el estado y poder ver si necesita algún mantenimiento.

Funcionamiento del sistema de aire acondicionado

El funcionamiento de un sistema de aire acondicionado es sencillo pero hay que entenderlo ya que gracias a un mecanismo de intercambio de calor en el interior del vehículo, es capaz de enfriar el aire que nos saca por los conductos de ventilación.

El aire acondicionado es (como ya comentamos antes) un circuito cerrado en el cual el gas pasa por una serie de procesos y cambios de estado que requiere que todo el circuito esté en condiciones óptimas ya que en caso de que una parte no funcionara como debería podría afectar directamente al funcionamiento de este.

Partes del Aire acondicionado

Un sistema de aire acondicionado está compuesto por varios elementos que es importante conocer para entender los síntomas que pueden deteriorar el funcionamiento. Las partes de un aire acondicionado de coche son:

  • Filtro de habitáculo: Es el encargado de filtrar el aire y las partículas para que no pasen de ahí a otra parte. Es muy recomendable cambiar el filtro regularmente para que no pierda su eficiencia.
  • Botella deshidratante: Es la encargada de filtrar todas las impurezas y de recuperar la humedad del circuito para proteger el compresor.
  • Válvula de expansión: Es la encargada de producir los cambios de estado en el gas lo que lo hace pasar de líquido a gaseoso para producir el frio
  • Evaporador: Es el encargado de enfriar el aire que circula en el habitáculo y además le quita la humedad.
  • Compresor: Es el encargado de comprimir el gas y volver a lanzar el ciclo de funcionamiento del sistema de climatización.
  • Condensador: Es el encargado de enfriar el gas y asegurar que se produzca el cambio de estado gaseoso a estado líquido del gas comprimido por el compresor.

Síntomas de que nuestro aire necesita una revisión

Es posible que notemos en algún momento de la vida útil de nuestro aire acondicionado que no funciona como debería pero podemos identificar si esto ocurre con unos síntomas claros en todo sistema de aire acondicionado:

Cuando encendemos al aire o el climatizador, en cuestión de unos segundos el coche se pone a la temperatura adecuada en caso de que no se ponga a la temperatura que debería es posible que pueda tener bajo el nivel de líquido o algún fallo en la botella deshidratante o el filtro del habitáculo.

Otro síntoma muy común es el percibir un olor muy fuerte de los conductos de ventilación de nuestro sistema. En este caso lo más común es que el circuito haya cogido humedad y sea la causante del mal olor.

Además, si notas que sale menos aire del que te sale con normalidad seguramente tengas el filtro obstruido con suciedad y requiera una limpieza o una sustitución En ocasiones necesitamos desempañar la luna del coche con rapidez y lo normal es que al activar el aire no tarde mucho en desempañar el cristal. Si vemos que tarda más tiempo de lo habitual lo más seguro es que nuestro aire acondicionado necesite una recarga de gas.

Recargar el aire acondicionado

Una duda que nos puede surgir es si podemos hacer esto nosotros mismos en nuestra casa o tenemos que pasar por un taller para que nos los revisen. Lo más recomendable es que te pases por tu taller de confianza a que te lo hagan profesionales ya que no es un procedimiento muy costoso y para hacerlo nosotros mismos necesitaríamos alquilar maquinaria especifica (que ya nos costaría más dinero que recargarlo en un taller) y además, tener conocimientos para poder efectuar una reparación o mantenimiento con éxito.

Después de estas recomendaciones sobre el mantenimiento y recarga del aire acondicionado de tu coche estamos seguros de que a partir de ahora sabréis identificar los síntomas más comunes por los que empieza a fallar nuestro aire acondicionado y como debéis proceder para que siempre se encuentre funcionando a un rendimiento óptimo y sin ninguna avería.

TAMBIÉN TE INTERESA

- Marcas más fiables de coches
- Comprar Coches en Alemania
- Mantenimiento de Moto


Sergio de Lope | 18:30 07/04/2016

Compártelo en:



Calcula tu precio

CON LA COLABORACIÓN DE
AXA Seguros
ARAG